1 min 4 meses

«Yo nunca dije que no estaba en Carmel a las 18.30 o 18.45, solo dije que no estaba a las 19 y tengo cómo acreditarlo. No cronometré mi domingo ni armé una coartada, era un domingo como cualquier otro», declaró el acusado en el tercer juicio por el asesinato de la socióloga.»Yo nunca dije que no estaba en Carmel a las 18.30 o 18.45, solo dije que no estaba a las 19 y tengo cómo acreditarlo. No cronometré mi domingo ni armé una coartada, era un domingo como cualquier otro», declaró el acusado en el tercer juicio por el asesinato de la socióloga.